colombia-blogg
2014 – un año de preocupaciones y logros de derechos humanos

A lo largo del año 2014 se han realizado en el país, en el marco del proceso de negociación entre el Estado colombiano y la guerrilla de las FARC, los foros de víctimas y las visitas de representantes de las víctimas a Cuba. En estos espacios las organizaciones de víctimas han participado activamente y esto ha supuesto que se desate una ola de amenazas contra ellas.

Las organizaciones de víctimas Asfaddes e Hijos e Hijas por la Memoria y contra la Impunidad, acompañadas por SweFOR, tienen varios de sus miembros que desde septiembre a noviembre han recibido amenazas o han sufrido incidentes de seguridad contra su integridad física.

AsfaddesSemIntDesap

Varios integrantes de Asfaddes han sido amenazados en el 2014. “El acompañamiento de SweFOR nos ha permitido seguir saliendo a las calles a mostrar los rostros y hablar de lo que ocurrió”, dice Gloria Gómez, coordinadora nacional de la organización.

“Las amenazas llegan en una coyuntura importante de diálogos de paz y el punto actual de las víctimas”, dijo Francisco Marín Gutiérrez, integrante de Hijos e Hijas, en la Carta Informativa en octubre.

SweFOR ha expresado su preocupación debido a las amenazas contra nuestras contrapartes en dos Cartas Informativas. Además, emitimos una carta de preocupación por las múltiples amenazas a los líderes de Asfaddes y ambas organizaciones han denunciado las amenazas ante la Fiscalía.

En el Chocó las amenazas contra líderes y lideresas muchas veces están relacionadas con la defensa del territorio, siendo la minería una de las principales problemáticas.

Otra preocupación de las organizaciones que se ha intensificado durante este año y que levantamos en nuestra Carta Informativa en julio, es el de los proyectos sociales que el ejército viene implementando en el departamento de Chocó. El rechazo a la ejecución de proyectos de inversión social por parte de la Fuerza Pública fue reiterado por organizaciones étnico-territoriales, el Foro Interétnico Solidaridad Chocó (FISCH) y la Diócesis de Quibdó en noviembre de este año.[1]

Pero también ha habido importantes avances para las organizaciones a lo largo de este año. Gloria Gómez, directora de Asfaddes, y Leyner Palacios de Cocomacia viajaron a Cuba como voceros de las víctimas en los diálogos de paz en La Habana. Gómez expresa que la invitación a Cuba es una afirmación de que el trabajo que Asfaddes realiza es importante.

Por su parte, Palacios explica que él está contento de tener la oportunidad de representar las víctimas. “El viaje a Cuba me alivió. Dije todo lo que he querido decir. Los que no están aquí no han tenido la misma posibilidad.”

Lämna en kommentar


*